Publicidad en Internet = Inversión
Publicidad Tradicional = Gasto

Daniel De Gracia M.
Consultor y Asesor de Internet
¿Por qué la Publicidad tradicional es un gasto para las empresas y pequeños negocios, mientras que la Publicidad en Internet es una Inversión para los nuevos emprendedores? Antes de ofrecer una respuesta, vamos a analizar la realidad que impone las nuevas tecnologías de información y comunicación, la cual impacta a las empresas, los pequeños negocios y los emprendedores independientes, así como los retos inevitables.

Si nunca te ha interesado el tema sobre las nuevas Tecnologías de Información y Comunicación (la famosa TIC), ya es hora de revolucionar tu forma de pensar y finalmente de actuar, de lo contrario, ya estas obsoleto, viviendo en el pasado y peor aún, perdiendo oportunidades.

Las TIC no es algo que esta de moda, ni tampoco una corriente pasajera. Las TIC llegaron para quedarse y no solo quedarse, sino para provocar cambios y cambios drásticos en todas las áreas de la sociedad moderna. El avance del planeta Internet en la sociedad actual no se puede detener.

Veamos porqué. Las TIC son las nuevas formas de comunicarse, de manera individual y de forma masiva y están imponiendo un cambio en la forma de relacionarse y de hacer negocios. Para nosotros, las nuevas TIC es lo que yo llamo el planeta Internet y además  otros elementos como el teléfono celular/satelital. Otros expertos agregarán cosas ya existentes.

Inevitablemente, la llegada de las TIC han convertido a la publicidad tradicional en un gasto para los empresarios y emprendedores, mientras que la Internet es la nueva visión de hacer publicidad diferente que genera inversión y ganancias para los nuevos visionarios.

¿Qué es la publicidad tradicional y porqué se ha convertido en un gasto? Es la promoción que se pauta en los medios de comunicación tradicional: radio emisoras, medios impresos (periódicos, revistas, etc.), la TV abierta y cerrada, y cualquier forma de promoción presencial.

Y se ha convertido en un gasto necesario porque se utiliza para divulgar una marca o la presencia de un producto o servicio, más no tiene forma de medir su retorno en ventas y como no tiene forma de conversión real y científica, se convierte en un egreso en la tabla contable de la empresa.

La publicidad tradicional es comparable con aquella parábola de Jesuscristo sobre el sembrador que sale a sembrar y la semilla cayó en cualquiera tierra, como pedregales y espinos; Esta publicidad no permite segmentar, arar, o investigar; es igual a quien inventó lanzar desde un avión miles de folletos informativos o comerciales sobre un poblado y esperar una reacción por inercia.

La falta de resultados científicos sobre políticas de retorno y conversión, convierten a la publicidad tradicional en un gasto necesario que muchos no desean hacer, pero a la vez sienten que si no lo hacen, se quedan en el olvido y al margen social o comercial, ignorando por completo que eso no tiene porqué ser así.

Las puertas de las nuevas TIC y sobre todo del planeta Internet ya están abiertas para todo el mundo y solo hay que entrar. Nosotros te guiamos de la mano, paso a paso, en cómo y donde debes hacerlo, cómo debes empezar y cuáles son los instrumentos tecnológicos online que están funcionando.

La muy buena noticia y lo más importante para los empresarios y emprendedores ante el reto de pasar de la publicidad tradicional a la publicidad en Internet son los costos, los cuales son muy económicos en comparación con la publicidad tradicional, pero lo más vital todavía, es la inversión que genera ventas y que tiene formas científicas y reales de conversión y medición de retorno.

Más que los bajos costos de tener presencia y publicidad en Internet, precisamente es la conversión lo que marca la diferencia con la publicidad tradicional. Las nuevas tecnologías de Internet permiten la medición en el retorno de la inversión, es decir, permiten conocer de donde llegan los clientes, a que hora llegan, de qué región provienen e incluso, cuales son sus pasiones, sus necesidades, sus hobbies y orientaciones.

La conversión es el proceso de convertir una inversión publicitaria en ventas y esto solo lo puede permitir la publicidad y la presencia en Internet, pasando por un proceso de prospección y seguimiento del prospecto y posteriormente del cliente.

¿Sabías que otra de las ventajas de la publicidad en Internet es que permite prospectar o vender más de una vez a un solo cliente? ¿Te imaginas lo que se puede hacer si se repite este proceso una y otra vez con cuantos clientes tengas? Esto es la magia de la conversión, es decir, el inmeso retorno que obtienes de la publicidad en Internet y que nunca podrás lograr en la publicidad tradicional.

¿Cómo es esto posible? Es posible porque el Internet es un medio de nichos, nichos de mercado, no es un medio de masas como los medios de comunicación tradicional. En Internet, tu producto o servicio es un nicho de mercado donde el mensaje llega a las personas, los prospectos y los clientes que buscan ese producto o servicio que tu tienes y eso es lo que permite la conversión y el retorno de la inversión.

El email marketing, las redes sociales, el pago por clic (PPC), el posicionamiento natural en los motores de búsqueda, el boletín electrónico, el blog marketing y el mercadeo global online, son apenas unas cuantas de las herramientas de bajo costo que se pueden utilizar para hacer publicidad en Internet.

Por ejemplo, en la publicidad PPC, yo personalmente he pagado centavos a Google por mostrar una campaña publicitaria a un nicho de mercado específico y la conversión es muy alta, es decir, un anuncio poderoso e irresistible en el nicho de mercado correcto y preciso genera ventas, porque la publicidad llega a las personas que están buscando ese producto o servicio que tu ofreces y esto produce un retorno y mucho más de inmediato por la inversión.

En conclusión, la publicidad en Internet (PPC) se paga solamente cuando una persona altamente interesada en tu producto o servicio te encuentra, hace clic en tu anuncio publicitario y visita tu sitio web de ventas, donde se convierte en un prospecto y en un cliente respectivamente. 

¿Qué tan bajo cuesta esta publicidad PPC? Con un dólar diario, por ejemplo, en el motor de búsqueda más consultado y más grande del planeta Internet, como lo es Google.com puedes mostrar tu anuncio y conseguir prospectos altamente cualificados para tu producto o servicio. En la sección videos de este sitio web, hay un video que te muestra cómo funciona esta publicidad.

¿Cómo hacer que las personas altamente interesadas en tu producto o servicio te encuentren en Internet? Ese es nuestro trabajo. Nuestra experiencia como consultor y asesor de Internet Marketing nos permite ofrecer este servicio y el desarrollo de otras herramientas online de alta conversión para tu negocio, para tu empresa o para tu emprendimiento offline y online. Contáctanos.